Las referencias a los ángeles son frecuentes en la toponimia de Madrid. En el inicio del Paseo de Extremadura estuvo la Puerta del Ángel, a través de la cual se accedía a la ciudad desde el camino de Extremadura. Esta puerta tenía una hornacina con una imagen del ángel de la guarda, el cual se convirtió en el patrono de los porteros madrileños. Entre las plazas de Santo Domingo y de  Isabel II se halla la Costanilla de los Ángeles, que recuerda la existencia en ese lugar del monasterio de Santa María de los Ángeles, derribado tras la Desamortización de 1836. Al ladito de la plaza de Santa Ana está la Plaza del Ángel, que toma su nombre de un oratorio con una hornacina exterior en la que figuraba un ángel.

Entre las calles de Calatrava y de Tabernillas se encuentra la Calle del Ángel, así denominada por un oratorio donde veneraban una imagen del ángel de la guarda. Por cierto, cuentan los cronistas que de aquel oratorio salía una procesión en la que todos los niños del barrio iban vestidos de angelitos. Cerca de Torre Arias está la calle del Ángel de la Guarda, y en la calle Gregorio Sanz, en Vallecas, está la parroquia del Ángel de la Guarda. En la parte alta de la calle Alcalá está el colegio del Santo Ángel de la Guarda, y hay otros colegios con esta advocación en Moratalaz y en Entrevías. La grandiosa iglesia del convento de San Francisco el Grande tiene el nombre de Real Basílica menor de Nuestra Señora de los Ángeles, y así lo confirma su numerosa iconografía angélica. Junto a Cuatro Caminos, en la calle Bravo Murillo, está la iglesia de Santa María de los Ángeles, y a esta advocación están dedicados dos colegios en Pozuelo y Getafe. En Villaverde se halla la Ciudad de los Ángeles, así como el barrio de San Cristóbal de los Ángeles, y en la zona hay dos colegios, el de los Ángeles y el de Nuestra señora de los Ángeles. Por su parte, el convento de capuchinos del Pardo está dedicado a Jesucristo y a Nuestra Señora de los Ángeles.

En el Madrid medieval hubo dos iglesias dedicadas a San Miguel: San Miguel de los Octoes y San Miguel de la Sagra. Además, en el siglo XVIII se construyó la majestuosa basílica pontificia de San Miguel, cerca de Puerta Cerrada. Existen otras iglesias dedicadas a San Miguel Arcángel: en General Ricardos, en la  Avenida de Burgos, y en el pueblo de Fuencarral. En el Alto de Extremadura se encuentra la calle del Arcángel San Rafael, y cerca de la calle Herrera Oria se hallan la iglesia y el colegio de San Rafael Arcángel. En la parte alta de la calle Serrano se halla el Hospital de San Rafael, un hospital que mantiene ciertos aspectos benéficos y que pertenece a los hermanos de San Juan de Dios. En la calle Isla de Oza tenemos la parroquia de San Gabriel Arcángel, y junto al Paseo de San Francisco de Sales se halla la calle particular de San Gabriel.

Texto incluido en nuestro libro ‘Ángeles de Madrid’ Hazte con él en nuestra tienda online con un descuento especial.