Para dar la bienvenida al verano, nada mejor que acercarse al Templo de Debod. Su situación hace que goce de unas espectaculares vistas y mejores atardeceres. Un templo, un estanque y extensos jardines esperan al acalorado visitante.

Esta joya arquitectónica es un regalo del gobierno de Egipto por la ayuda española prestada en 1960 para salvar los templos de Nubia, que se encontraban en peligro de desaparición debido a la construcción de la presa de Asuán.

Con más de 2200 años de antigüedad, este templo está dedicado a los dioses Amón e Isis. Situado en el Parque del Oeste y muy cerca de la Plaza de España es un lugar de visita obligada para el turista que tiene, muy cerca, el Madrid de los Austrias. Vídeo: Youtube (esMADRIDtelevision).

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=5Du8hdIe2l8[/youtube]