Otra leyenda presente en el callejero de Madrid es la que atañe a la Calle de Buenavista. En esta calle estaba la casa solariega de los Castellano, donde se  veneraba una Virgen llamada de Buenavista. Esta imagen fue rescata por un caballero de este linaje que, en el campo de Algeciras, la arrebató un musulmán que huía con ella. El tiro con el arco fue tan cerero que le apodaron Buenavista, la imagen tomó de este apodo su nombre. El azulejo que indica el nombre de la placa refleja este lance.

Texto incluido en nuestro libro ‘Placas de las Calles de Madrid