Después de la guerra civil, para sustituir las grandes pérdidas que durante ella se habían producido en el parque, se replantaron 18.700 árboles. Se realizaron algunas reformas, ajardinando el paseo desde la entrada de la puerta de la Plaza de la Independencia, hasta la fuente llamada de la Red de San Luis por haber estado emplazada antes en ese lugar, y se sustituyó la puerta por una monumental de piedra con verja de hierro y tres entradas. Se dio un nuevo trazado al Paseo de Coches, estableciendo jardines a ambos lados hasta el Parque Zoológico. La prolongación de los jardines de este zoo, se abrió en julio de 1945. Se rehízo la Rosaleda, plantando 4000 rosales y reemplazando el invernadero que había en el centro por un pequeño estanque. El estanque grande se vaciaba para su limpieza y era curioso verlo de esta manera. En el centro aún se podía apreciar parte de la isleta que servía para representaciones teatrales en tiempos de Felipe IV.

Fotografía incluida en nuestro Estuche de Imágenes del Madrid Antiguo.

Estanque del Retiro vacío, Madrid