nav-left cat-right
cat-right

El estanque del Parque del Retiro

Se encuentra en el interior del parque del Retiro y fue construido por Cristóbal de Aguilera, que había intervenido en la construcción de la cárcel de la Corte, entre los años 1630 y 1640, para celebrar simulacros de batallas navales y otros espectáculos náuticos, ya que desde sus orígenes era un lago navegable.

Se construyó también en el centro una isleta arbolada donde se celebraban representaciones teatrales y espectáculos varios. El estanque se abastecía con el agua que arrojaban seis norias instaladas en el lado oriental, donde se hallaba un embarcadero para la corte.

Con la invasión francesa sufrió mucho todo el conjunto del Palacio del Buen Retiro y los jardines quedaron destruidos parcialmente. Fernando VII posteriormente encargó a su arquitecto la mejora del estanque, para lo que se acometieron diversas reformas como la Fuente Egipcia en el lado sur. Ésta tiene una estructura arquitectónica similar a un frontón triangular, realizado en sillares de piedra y ladrillo, con una hornacina en el centro, donde se hallaba un vaso canopeo de piedra, cuya tapa imita una cabeza humana, que vierte agua a una pila. Sobre el frontón se alza un pilar en el que, en un principio, se asentaba una escultura del Dios Osiris, hoy desaparecida.

En 1902 se ornamentó el estanque con la construcción de un monumento a Alfonso XII por suscripción popular. Lo realizó el arquitecto José Grases Riera quien ganó el concurso. A la muerte de Grases continuó la dirección de las obras Teodoro Anasagasti, que construiría unos años más tarde el Teatro Pavón de Madrid en estilo art decó.

El monumento está formado por una sobre columnata en forma de semicírculo con los escudos de las distintas provincias españolas en la cornisa. En el centro, se halla la estatua ecuestre de Alfonso XII, fundida en bronce y realizada por Benlliure en 1904. Está rodeada por un gran número de esculturas, en la que participaron unos 20 escultores. Una escalinata de 13 escalones avanza desde el monumento central hacia el estanque, con cuatro leones de bronce sobre pedestales.  Los leones en un principio eran de piedra pero dado su deterioro en el año 2000 se cambiaron por los actuales, de bronce.

Actualmente, el estanque, denominado oficialmente Estanque Grande del Retiro, mide 280 metros de largo por 140 de ancho, con una profundidad máxima de 1,81 metros. Está habitado por diversas especies de peces, carpas en su mayor parte.

Si abandonamos el Retiro por el Paseo Argentina, frente al Monumento a Alfonso XII, también llamado Paseo de las Estatuas, veremos las  distintas estatuas que representan a los reyes de España, las cuales las mandó esculpir Fernando VII para decorar el Palacio Real y que Carlos III mandó retirar. Finalmente se recolocaron en la Plaza de Oriente, en el Retiro, en los Jardines de Sabatini y en otras provincias españolas.

Texto extraído de nuestro libro ‘Paseos por el Madrid de los Austrias‘.

Estanque del Retiro

Deje una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies